Seguir a Saca el Cucharón en Facebook Seguir a Saca el Cucharón en Google Plus Seguir a Saca el Cucharón en instagram Seguir a Saca el Cucharón en Pinterest  Seguir a Saca el Cucharón en Twitter Seguir a Saca el Cucharón en Youtube

PECHUGAS DE CODORNIZ LACADAS


En estas fechas llegan a Lidl los productos Deluxe y para mí son una perdición. Me acerco a comprar cuatro cosas que me faltaban en casa y salgo con la cesta llena.

Este año quería probar las pechugas de codorniz sabor mediterráneo, vienen marinadas con especias y tiene muy buena pinta.

En principio tenía pensado preparar con ellas unas lentejas pero al final me vino la inspiración y con un buen fondo las he cocinado lacadas y acompañadas de unos pastelitos con verduras muy fáciles de preparar. Ha quedado un plato riquísimo e ideal para una comida o cena especial.



Ingredientes para 4 personas:

12 pechugas de codorniz.

1 cucharada de azúcar.

1 cucharada de miel.


Aceite de oliva virgen extra.

Sal.

Para los pastelitos:

4 huevos.

1/2 cucharadita de levadura en polvo.

2 cucharadas de tomate frito.

Zanahoria cocida.

Guisantes al natural.

Maíz dulce.

Mantequilla.

Sal.



Elaboración:

Para preparar los pastelitos batimos en un bol 4 huevos, añadimos, sal al gusto, la levadura y dos cucharadas de tomate frito. Luego añadimos un poco de maíz dulce, los guisantes y la zanahoria cocida en trocitos, la cantidad suficiente para que todo quede bien mezclado con el huevo a partes iguales. 

Rellenamos unos moldes pequeños de aluminio, pintados previamente con un poco de mantequilla por dentro para poder desmoldar bien e introducimos en el horno precalentado a 180 grados durante alrededor de 20 minutos (cuando veamos que el huevo ha cuajado). Cuando estén listo y dejamos atemperar antes de desmoldar.

Mientras se hacen los pastelitos, preparamos las pechugas de codorniz. En una sartén con un poco de aceite de oliva virgen extra, doramos las pechugas, primero por la parte de la piel y luego por el otro lado. Incorporamos el caldo de carne, el azúcar y la miel. Llevamos a hervir y dejamos que el caldo empiece a reducir a fuego fuerte. 

Mientras, con una cuchara vamos bañando la carne con la salsa. Al final nos tiene que quedar las pechugas lacadas y la salsa se habrá convertido en un caramelo.

Servimos las pechugas de codorniz con salsa por encima y un pastelito de verduras.



*Tanto los guisantes, como el maíz y las zanahorias los he comprado en botes de conservas.
*Si la salsa se nos queda muy espesa o se ha evaporado demasiado, podemos añadir un poquito más de caldo.

*Las perlitas son también de Lidl, de la gama Deluxe y son de vinagre de Pedro Ximénez. 

Comentarios

Entradas populares