martes, 13 de diciembre de 2016

LANGOSTINOS AL BRANDY


Muchas veces los langostinos cocidos terminan aburriéndonos y nos apetece darles otro sabor y comerlos calentitos. Con esta receta tendremos unos langostinos con un sabor riquísimo, un punto picante (que es opcional) y una salsa para mojar pan.

Además los tendremos preparados en muy poquito tiempo, de una forma fácil y limpia.



Ingredientes:

24 langostinos crudos.

4 dientes de ajo.

3 cucharadas de perejil picado.

100 ml. de brandy.

1 guindilla (opcional).

2 cucharadas de aceite de oliva virgen extra.

Pimienta blanca.

Sal.



Elaboración:

Primero ponemos a calentar el horno a 200º con calor arriba y abajo.

Pelamos los langostinos, dejando la cabeza y la cola, y los colocamos en una bandeja para el horno.

Preparamos un majado con los años, el perejil picado y la guindilla. Añadimos después el aceite de oliva y el brandy, removiendo bien todo para que se mezclen los sabores.

Por encima de los langostinos espolvoreamos con un poco de sal y pimienta blanca. Luego vertemos el majado por toda la fuente.

Metemos la fuente en el horno y dejamos cocinando 12 minutos.


Servimos recién salidos del horno.



lunes, 5 de diciembre de 2016

TURRÓN BLANDO DE ATÚN Y MEJILLONES


Con esta receta sorprenderemos a nuestros invitados. Un trampantojo en el que lo que parece un turrón de Jijona es en realidad un turrón salado, preparado con atún y mejillones. Perfecto para servir como aperitivo en nuestras comidas y cenas más especiales.


Ingredientes:

160 gr. de atún en aceite de oliva.

75 gr. de mejillones en escabeche.

100 gr. de queso de untar (tipo Philadelphia).

4 hojas de gelatina.

Perlas de vinagre Pedro Ximénez (producto de Lidl Deluxe, es opcional para decorar y dar un contraste de sabor).



Elaboración:

Abrimos las latas y escurrimos el aceite del interior. Ponemos el atún y los mejillones escurridos junto con el queso de untar en un cazo y trituramos bien con la batidora.

Aparte, hidratamos las hojas de gelatina introduciéndolas en agua fría.

Calentamos la mezcla de atún, mejillones y queso. Cuando esté caliente, añadimos la gelatina bien escurrida (que no suelte agua).

Mezclamos bien, vertemos en el molde, tapamos por encima con film transparente para que no se reseque por encima y dejamos enfriar durante dos horas en la nevera.

Para servir, desmoldamos y decoramos con las perlas de vinagre Pedro Ximénez por encima.


*El molde para dar forma al turrón lo podemos hacer con la mitad de un cartón de leche o zumo, el tamaño es perfecto.